www.ecuadoracolores.com
 
 
 
 
Año 2014 - Edición Nº 02
 
 
 
Medio Ambiente
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Restauración Ecológica
 
 
 
 
Fuente: Fundación Charles Darwin
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Cucuve de Floreana, Nesomimus trifasciatus. Foto: Luis Ortiz Catedral
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Este programa se enfoca reparar o, al menos, mitigar las consecuencias de los impactos humanos sobre loa flora y fauna endémica de Galápagos.

La principal amenaza para la flora y fauna son las especies introducidas; las cuales incluyen competidores, parásitos, vectores y patógenos. El Programa de Restauración está orientado hacia la conservación de algunas de las especies más raras, y por lo tanto más amenazadas, del mundo, incluyendo el cucuve de Floreana y el pinzón de manglar.

El cucuve de Floreana (Nesomimus trifasciatus), ha estado extinto en su isla de origen por cerca de 130 años y solamente una pequeña población remanente ha sobrevivido en las islas satélites al norte de Floreana.

El proyecto del pinzón de manglar (Camarynchus heliobates) estudia una de las 13 especies de pinzones de Darwin, endémicos de las Islas Galápagos. Al igual que el cucuve de Floreana, esta es una de las especies de aves más raras en el archipiélago; con una población estimada de 100 individuos que habitan el noroestes de la costa de Isabela.

Esta severa disminución en su distribución ha ocurrido durante los últimos 100 años por motivos, en gran parte, desconocidos. Las principales amenazas conocidas provienen de la predación por la rata negra introducida (Rattus rattus), y la pérdida de pichones a causa de las larvas de una mosca parásito introducida, Philornis downsi.

Los pinzones también están en riesgo futuro a causa de la pérdida de diversidad genética, contacto con patógenos introducidos, efectos del cambio climático, y eventos impredecibles como elevaciones del terreno.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
Aves endémicas amenazadas por mosca introducida
 
 
 
 
Publicado por: Graciela Monsalve
Fundación Charles Darwin
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Philornis downsi pupae in nest. Photo: J. O'Connor
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Mosca parásita introducida amenaza a pequeñas aves terrestres endémicas y plantea un gran reto para autoridades de manejo y científicos en las Islas Galápagos.

Puerto Ayora, Galápagos.- Según una evaluación reciente, al menos 10 de las 19 especies endémicas de aves paseriformes de Galápagos se encuentran amenazadas de extinción o en serio declive. Entre ellas están varias especies de pinzones de Darwin incluyendo el más raro de todos, el pinzón de manglar. Si bien la pérdida de hábitats y la depredación por ratas y gatos introducidos ponen en peligro la supervivencia y la recuperación de estas aves, la especie que parece estar provocando el impacto más grave es Philornis downsi, una mosca parásita introducida.

A pesar de que esta mosca se registró por primera vez en las Islas Galápagos en 1960, su impacto negativo en aves terrestres pequeñas sólo comenzó a ser observado por los científicos en la década de 1990. Ahora Philornis se encuentra en casi todas las islas del archipiélago. Durante su etapa larval, esta mosca se alimenta como un parásito externo de la sangre y los tejidos de los pichones de por lo menos 17 especies de aves endémicas, causándoles una mortalidad muy alta. A veces, hasta el 100% de volantones en un nido. Los que sobreviven a menudo presentan picos deformes, una tasa de crecimiento reducida y anemia, lo que disminuye su capacidad de sobrevivir y reproducirse.

El impacto de la mosca va en aumento, sin embargo, al momento su biología aún es poco conocida. Debido a esto, aun no se ha podido encontrar un método de control eficaz para mitigar sus efectos en las aves de Galápagos. Los científicos de la Fundación Charles Darwin (FCD) y las autoridades de manejo de la Dirección del Parque Nacional Galápagos (GNPD) creen que la mejor manera de encontrar una solución en el menor tiempo posible es a través de una acción internacional concertada. En consecuencia, en febrero de 2012, organizaron un taller con especialistas y profesionales de la conservación de distintos rincones del mundo (Argentina, Austria, Australia, Ecuador, Trinidad, Francia y EE.UU.). El taller se efectuó en Puerto Ayora, Galápagos con el apoyo de Galapagos Conservancy, Galapagos Conservation Trust y Durrell Wildlife Conservation Trust.

El producto final del taller fueron dos planes estratégicos de investigación:

  1. un plan para la protección inmediata y a largo plazo de las especies de aves amenazadas, y
  2. un plan de estudios para: llenar vacíos críticos en la comprensión actual de la ecología de Philornis downsi y desarrollar métodos para su control en el archipiélago.

A partir del taller, con el fin de implementar las medidas planificadas, se formaron varios grupos de trabajo multi-institucionales y multinacionales. La atención inmediata se centra en la comprensión de la biología y ecología de la mosca en sus áreas de distribución natural (Brasil y Trinidad) como introducida (Galápagos) y en encontrar maneras de controlarla (por ejemplo, a través de atrayentes químicos, tales como olores de comida o feromonas y control biológico, usando enemigos naturales altamente selectivos).

Un factor integral de este desafío es encontrar un financiamiento significativo y prolongado para poder implementar la investigación necesaria. Sin este componente, no será posible lograr todos los objetivos planificados. La FCD, la DPNG, y todas las partes involucradas confían que los recursos se podrán encontrar. Lo fundamental es evitar que se produzcan posibles extinciones de aves en las islas Galápagos, uno de los retos más difíciles que los científicos y autoridades de manejo han confrontado en los últimos años.

A corto plazo, la búsqueda de una forma de proteger las zonas de nidificación de aves en peligro de extinción como el pinzón de manglar (con aproximadamente 100 individuos en estado silvestre) tiene máxima prioridad. Esta es una tarea particularmente difícil, ya que los nidos se encuentran normalmente en lo alto de las copas de los manglares (hasta 25 m de altura).

 
 
 
 
 
 
 
 
 
Referencias:
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Cunninghame, F., L. Ortiz-Catedral & B. Fessl. 2012. Landbird Conservation Plan. Strategies for Reversing the Decline of Passerine birds on the Galapagos Islands. Technical report, CDF and GNPD.

Nota: Los pájaros Paseriformes son generalmente pequeñas aves terrestres, con una disposición característica de sus dedos: tres hacia adelante y uno hacia atrás (pulgar), lo que les permite posarse en lugares donde otras aves no se pueden.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
Información de contacto
 
 
 
 
Dirección y redacción de textos: Lcdo. Julio Calero G. - RR.PP.: Felipa Quinteros M.
Edición gráfica y videos: Mario Calero Q. - Diseño Web: Luis Calero Q.
Emails: revista_eec@yahoo.com - ecuadoracolores@yahoo.com - info@ecuadoracolores.com
Guayaquil - Ecuador